¿Cómo puedo saber si soy celiaco? Es una pregunta que nos llega diariamente a Celicidad. Y aunque estamos encantados de que la gente conozca más y más la celiaquía, es importante saber que se trata de un trastorno sistémico que afecta a entre el 1 y el 2% de la población. No todo el mundo es celiaco, ni muchísimo menos. Afortundadamente. Pero si tienes dudas y sospechas que puedes ser celiaco, lee lo que te vamos a contar.

¡A ver si voy a ser celiaco! Mucha gente con problemas digestivos se plantea esta pregunta. Y en la gran mayoría de las ocasiones la respuesta es negativa. La celiaquía tiene síntomas digestivos, pero son síntomas que pueden aparecer en otras patologías diferentes. Vamos a ir poco a poco, desentrañando lo que hay detrás de la celiaquía, para que sepas si realmente puedes llegar a ser celiaco (para ello hay que ir al médico, obviamente) o si por el contrario tus síntomas no tienen nada que ver con la celiaquía.

-Síntomas de la celiaquía

Los síntomas de la celiaquía son digestivos y extradigestivos. Tenemos que quitarnos de la cabeza que la celiaquía es una enfermedad intestinal, porque aunque su característica es la lesión intestinal medida a través de la Clasificación Marsh , la celiaquía es un trastorno sistémico y puede afectar a cualquier órgano o aparato. Es más, en adultos, como explica la Dra. Isabel Polanco, especialista en Celiaquía, es más habitual que los síntomas sean extradigestivos.

En niños los síntomas más comunes pasan por distensión abdominal, bajo peso, baja talla, diarreas, vómitos, anemia, etc. Los síntomas de la celiaquía son muy variados y difusos, y pueden indicar otros problemas diferentes a la celiaquía, por eso siempre antes de eliminar el gluten se recomienda tener un diagnóstico confirmado al 100%. La celiaquía en la adolescencia, puede hacer que los síntomas remitan y por eso es una etapa en la que su diagnóstico puede ser más complicado. En la edad adulta, la enfermedad celiaca, como apunta la Dra. Polanco, suele manifestarse con síntomas extradigestivos, como recoge la guía 0 Gluten.

Las manifestaciones extradigestivas de la celiaquía son también muy variadas: desde problemas de infertilidad tanto en hombres como en mujeres, abortos de repetición, problemas autoinmunes del hígado, de la glándula tiroides, osteoporosis relacionada con la celiaquía, hasta el desarrollo de otras enfermedades de carácter autoinmune. Y es que la celiaquía se define como un trastorno autoinmune y sistémico, es decir, que puede afectar a todo el organismo.

cómo saber si soy celiaco

En cuanto a los síntomas digestivos más comunes en cualquier momento de la vida de un celiaco, estos son:

  • Diarrea
  • Vómitos
  • Distensión abdominal
  • Estreñimiento
  • Sensación de plenitud

Todos estos síntomas pueden darse todos a la vez, darse sólo uno o incluso ninguno, y sólo tener síntomas extradigestivos. También es muy común en celiacos presentar déficits nutricionales porque al estar el intestino dañado no se produce una correcta absorción de los nutrientes, tal y como recoge la guía 0 Gluten.

cómo saber si soy celiaco

-Familiares celiacos

Es un punto muy importante para ser celiaco. Según los estudios actuales, los familiares de primer grado de un celiaco tienen un 10% más de probabilidades de desarrollar celiaquía, así que mira en tu entorno y si tienes familia celiaca, presta aún más atención.

Que no tengas familia celiaca no quiere decir que no puedas ser celiaco. Es posible que no hayan diagnosticado a algún pariente celiaco aunque lo sea,  o es posible que tú seas el primero y a partir de tu diagnóstico comiencen a aparecer más. De hecho es lo más habitual a día de hoy.

Si tienes un familiar celiaco de primer grado, es decir, padres, hermanos o hijos, tu médico debería pedirte una prueba genética de celiaquía. Es una prueba indolora y muy sencilla de realizar, bien mediante análisis de sangre o mediante frotis en la parte interna de la mejilla. El resultado no te ofrecerá una respuesta definitiva, pero sí te podrá ayudar a saber si puedes ser celiaco o te puedes olvidar de la celiaquía.

  • Si el resultado de la prueba genética es positivo, significa que tienes predisposición genética a desarrollar celiaquía. Eso no quiere decir que seas celiaco ahora mismo, pero sí que puedes llegar a serlo en el futuro. Pero tranquilo, muchísima gente con genética compatible con celiaquía no desarrolla jamás la enfermedad, ya que el 30% de la población española tiene esta genética y sólo entre el 1 y el 2% la desarrolla.

 

  • Si el resultado de la prueba genética es negativo, significa que puedes olvidarte de la celiaquía. Es una prueba con un alto valor predictivo negativo, es decir, con una fiabilidad del 99% estaría descartada la celiaquía. Son casos excepcionales aquellos que no presentan genética de riesgo de celiaquía y sin embargo desarrollan la enfermedad, tal y como recoge la guía 0 Gluten y apuntan desde el laboratorio de referencia en celiaquía y genética, Genyca.

 

-Elimino el gluten de la dieta y mejoro, ¿puedo ser celiaco?

Puede que sí y puede que no. Primero, ¿qué es lo que has eliminado exactamente? ¿Has eliminado productos con gluten procesados como bollería, pizzas, panes, pastas? Si eliminamos todo esto de nuestra dieta podemos notar ciertos cambios en nuestro organismo sin ser celiacos. Estaremos menos hinchados, por ejemplo. Estaremos consumiendo menos hidratos y menos azúcares y grasas. Es probable que también bajemos de peso. Pero eso no quiere decir que el gluten sea el culpable.

La única manera de que puedas saber si eres celiaco, es haciendo las correspondientes pruebas de diagnóstico de la celiaquía. De estas cinco pruebas o criterios, 4 ó en algunos casos excepcionales, 3, deben ser positivas para confirmar el diagnóstico.

  • Sintomatología compatible. Como mencionamos ya antes, los síntomas de la celiaquía pueden ser digestivos o extradigestivos y aparecer en cualquier momento de la vida.
  • Análisis serológico. Un análisis en sangre que busca detectar anticuerpos de la celiaquía que responden ante el gluten. Que esta prueba sea positiva no confirma la enfermedad, sino que habría que hacer más pruebas (a excepción de en niños que cumplen ciertos criterios y pueden ser diagnosticados sin biopsia). En caso de que la prueba sea negativa, tampoco se debe descartar la enfermedad si los síntomas persisten o si tenemos familiares de primer grado celiacos.
  • Prueba genética. Para saber si soy celiaco nos ayudará mucho la prueba genética, ya que si esta es negativa casi podemos descartar al 100% la enfermedad (hay excepciones pero son mínimas). Si la prueba es positiva significa que tenemos riesgo de desarrollar celiaquía, que puede que seamos celiacos, que lo seamos en el futuro o que no lleguemos a desarrollar la enfermedad nunca.
  • Biopsia. La biopsia intestinal, tal y como explica el Dr. Luis Rodrigo, es la prueba de oro para diagnosticar celiaquía, ya que el daño intestinal es lo que caracteriza la enfermedad. En caso de que la biopsia sea negativa, es muy difícil hablar de enfermedad celiaca y se podría pensar, en el caso de que haya indicios apoyados por sintomatología y otras pruebas, en sensibilidad al gluten no celiaca o sensibilidad al trigo, como también se denomina este trastorno. La biopsia mostrará el daño de lesión del intestino que se clasifica siguiendo la Clasificación Marsh. Esto sólo indica el grado de lesión, desde el aumento de linfocitos hasta la atrofia vellositaria, pero no se refiere a los grados de celiaquía, puesto que estos no existen en contra de la creencia popular.
  • Respuesta a la dieta sin gluten. Por último es importante para saber si somos celiacos, que se produzca una respuesta positiva ante la dieta sin gluten. Para ello, esta debe ser estricta, sin trazas, sin contaminaciones accidentales y por supuesto sin ingestas voluntarias. Realizar la dieta sin gluten de forma correcta requiere conocer los cereales que contienen gluten y los cereales sin gluten, el etiquetado de los productos, y las medidas necesarias para evitar la contaminación cruzada en casa y fuera de ella. Una guía muy recomendable en estos primeros momentos en el mundo de la celiaquía es el ebook Aprender a cocinar sin gluten, con toda la información imprescindible para tener una zona despejada de gluten y empezar a sentirnos bien lo antes posible.

 

como saber si soy celiaco

La única forma de saber si somos celiacos al 100% es acudir al especialista y explicar los síntomas y nuestra sospecha. Si además tenemos familiares de primer grado con celiaquía, tendremos aún más motivos para trasladar esta sospecha a nuestro médico de atención primaria que, al menos en España, pueden solicitar rápidamente un análisis serológico. A partir de ahí lo más recomendable es que el profesional de la salud aplique el nuevo Protocolo de Diagnóstico Precoz de la Celiaquía, publicado por el  Ministerio de Sanidad de España en 2018.